Antes de la boda
Indice

Tips para organizar una boda íntima

Organizar una boda requiere de mucho tiempo y planificación para que todo salgo adelante. Esto puede llegar a estresar intensamente a los novios e incluso hacerles cambiar de opinión en lo que respecta a celebrar una boda por todo lo alto.

No solo por esto, sino que existen cientos de motivos por los que algunas parejas optan por celebrar una boda íntima, con familiares y amigos cercanos. Ya sea por las condiciones económicas, por las preferencias de los novios o por cualquier decisión, organizar una boda íntima también requiere de algunos consejos para que todo sea más fácil.

¡Las bodas íntimas tienen su encanto! Te ayudamos a organizar la tuya.

1. Elaborar la lista de invitados

Que sea íntima no quiere decir que tu boda vaya a tener pocos invitados. Vosotros os encargaréis de seleccionar y decidir quiénes os gustaría que asistiesen y de cuadrar las mesas. Se considera boda íntima a cualquiera que no supere los 70 invitados, por lo que vuestro abanico de posibilidades es bastante amplio.

Una vez tengáis elaborada la lista, encargaros de confeccionar las invitaciones, de papel o electrónicas, para enviarlas a vuestros invitados. El diseño hace mucho así que no vayáis a lo sencillo.

2. Determinar el lugar de celebración

Necesitáis un sitio más pequeño adaptado a vuestras necesidades. Nada de salones gigantescos que, además, están pasados de moda.

En primer lugar, debéis tener claro qué estilo de boda os gustaría, si una ceremonia vintage, si un ritual en la playa, un velero o qué habíais soñado. Una vez tengáis esto claro, será bastante más fácil hablar con los encargados para organizar el gran día.

A la hora de elaborar el menú, todo es más fácil también. No te olvides de tener en cuentas las posibles alergias o intolerancias alimenticias, y con menor volumen de invitados, es más fácil de controlar. El chef puede preparar un menú selecto y personalizado para ellos en vez de adaptar el menú general.

3. Personalizar de forma íntima cada espacio

Aprovechando que será un evento especial con tus amigos y familiares más cercanos, es una buena oportunidad para adaptar ciertos detalles de la boda. ¿A qué nos referimos?

Al contar con menos invitados, puedes dedicar más tiempo y recursos a crear ambientes más idílicos para ellos. Los corners de comida y las mesas buffet de postres serán tu mayor aliado si quieres sorprenderles, incluso una zona de cocktails también vendrá bien para la hora de los bailes.

Para la música, te recomendamos hablar con alguna agrupación musical. Todo esto depende de tu presupuesto, pero si tenéis la oportunidad, no la dejéis escapar. La experiencia que crea un grupo en directo es inigualable ya que podéis sugerirle que os adapte algunos temas.

Por último, el rincón de las fotografías es imprescindible.  Sacará el lado más extrovertido y animado de tus invitados y te permitirá tener un álbum de recuerdos para siempre.

Que no te eche para atrás organizar una boda íntima con tus allegados, ¡será igual de especial e inolvidable!

Buscador

Suscríbete en nuestro Newsletter

¡Déjanos tu email y recibe ideas y consejos para tu boda!

Utilizamos cookies propias y de terceros de análisis de uso y medición para mejorar la experiencia de uso y contenidos de nuestra web. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Recuerda que puedes modificar esta configuración.
INDICE