Tips a la hora de planificar la Luna de Miel

Después de varios meses de organización, programación y muchos nervios e ilusión, ya llegó el gran momento de la boda y, tras él, el deseado primer viaje de casados, un descanso necesario en el que disfrutar con tu pareja de una nueva etapa de tu vida.

La luna de miel es un elemento clave de cualquier boda, de hecho, suele ser aquello en lo que se invierte la mayor parte del presupuesto y, por tanto, será necesario que todo esté listo llegado el momento.

Aunque es posible planear un idílico viaje de novios de forma personal, es altamente recomendable acudir a una agencia de viajes y delegar la complicada y absorbente tarea de fijar cada detalle del viaje y que esté todo preparado con antelación. 

Tips para que todo salga perfecto

El primer paso es determinar la cantidad de dinero aproximada que se pretende emplear para la luna de miel. Por ejemplo, un destino internacional variará mucho el presupuesto si se compara con uno nacional; así como la naturaleza en sí de la travesía. En cualquier caso, no hay que olvidar que esta decisión será importante, pues, al fin y al cabo, es probable que, si todo marcha bien, solo tendrás un viaje de novios en tu vida.

El siguiente consejo se basa en reflexionar sobre el tipo de viaje que más ilusión hace a la pareja, y es que hay múltiples opciones que se adaptan a la personalidad de cada matrimonio: un todo incluido, un safari, un crucero o incluso un destino exótico y remoto. No hay que olvidar la importancia de combinar momentos de aventura con otros de descanso dentro de la programación del viaje. Esta decisión quedará vinculada a las fechas aconsejadas para el viaje, pues dependerá completamente del destino elegido, sobre todo dependiendo del clima de lugar que se visitará y cuándo es la mejor época para acudir.

No pasa nada si os vais de viaje de luna de miel tras un tiempo considerable después de la boda, de hecho, es muy recomendable guardar algo de tiempo entre un acontecimiento y otro. De esta manera es posible ultimar diversas tareas tras el enlace, como enviar el vestido de novia a la tintorería y otros detalles del estilo, además de dedicarse un pequeño tiempo de descanso y relajación después de tantas emociones.

Para terminar, reúnete con tu pareja e investigad sobre el destino que más os llame la atención. En internet podréis encontrar cientos de imágenes y vídeos de otros turistas. No olvidéis hacer una lista con aquellos lugares que os gustaría visitar o los restaurantes y lugares típicos que no os queréis perder. Durante vuestra luna de miel, todo está al alcance de vuestra mano.

Buscador

Suscríbete en nuestro Newsletter

¡Déjanos tu email y recibe ideas y consejos para tu boda!

Utilizamos cookies propias y de terceros de análisis de uso y medición para mejorar la experiencia de uso y contenidos de nuestra web. Al continuar con la navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies. Recuerda que puedes modificar esta configuración.
INDICE